Masa sobre volumen

2015- 2017
Esculturas en vidrio, cemento, arena, gravilla y agua
30 cm diámetro


Las esferas de la serie masa sobre volumen son el resultado de un juego entre el control y el “accidente”, mediante el cual nuevos paisajes toman su propia forma.  Muchos espectadores ven planetas, yo veo interacciones de materia. Todas las esferas han sido creadas igual, lo que hace que exista una imagen u otra es la diferencia en las proporciones de sus ingredientes. Algunas tienen mas cemento, otras tiene mas arena, otras tienen  mas agua. En estas piezas me interesa el dialogo entre la fragilidad y la resistencia por no colapsar, la tensión que crean estos materiales, pero que aún así coexisten y se mantienen uno a otro.


“La materia, a nivel molecular, es provisional y relativa, es pura posibilidad. Capas y capas de materia orgánica, minerales y piedras, alimentan el núcleo incandescente del planeta. En el espacio exterior, paradójica metáfora de vacío, existe una cantidad abrumadora de materia en constante expansión; un agujero negro concentra tal cantidad de masa que su campo gravitacional no permite siquiera que escape la luz. Solo tras millones de años, la materia, en su forma humana, parece cobrar conciencia de sí misma y es capaz de advertir la inmensidad de su carácter inestable. Así como un grano de arena nos da la escala del abismo, las piezas que conforman la serie Masa sobre volumen, de Laura Ceballos, dan cuenta de nuestra finitud. A  través de experimentos con materiales como asfalto, tierra y vidrio, estas esculturas permiten dimensionar la fragilidad de la esfera que nos protege, la densidad del vacío que nos aplasta, la oscuridad que nos envuelve.”

Mariángela Méndez / Curadora de Artecámara 2015